16 JUNIO 2017

© 2016 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2016
Localizacion
Toledo (España)
Soporte de imagen
-120 MM- ILFORD PAN F 50
Fecha de diario
2017-06-16
Referencia
6651

El otro día tocó fútbol, bueno el fútbol toca casi todas las semanas (los partidos del Real Madrid, solo esos). Y ganamos (en realidad ganaron ellos, los futbolistas). Estuvo bien, muy bien incluso. En el primer tiempo parecía que sería un partido perdido, pero no, en el segundo tiempo los jugadores florecieron y el juego y el resultado fueron brillantes. Lo pasamos bien, dentro de lo que cabe, sencillamente porque no jugué, solo vi el partido sentado en mi sillón (nunca jugué bien al fútbol ni a ningún otro deporte). Llega un momento en el que uno ya solo está para ser espectador de lo que sea, maldita sea. El equipo actúa brillantemente y para mí es por una muy significativa razón: el entrenador es un gran tipo. Por este equipo han pasado bastantes entrenadores “estrella” en estos últimos años sin resultados reseñables. Es más, con resultados catastróficos, hasta que llegó ZZ y todo cambió. Los mismos jugadores, más o menos, pero con otro líder. En contraste con los demás, éste, un hombre sencillo, nada presuntuoso, al que le importa el equipo y no su ego, al menos así parece, se muestra como un hombre cercano y empático, pero fuerte y siempre capaz de hacer lo que debe para obtener resultados. Cuando lo consigue nunca presume por los logros. Tiene la vanidad bajo control y eso siempre es de agradecer. A mí me conquistó cuando propinó un olímpico cabezazo a un jugador lenguaraz, en su época de jugador. Fue un gesto tan firme y categórico en defensa de su honor que resultó todo un prodigio de elegante eficacia. Luego, dio media vuelta y abandonó el campo y el fútbol activo. Humilló al infame ante millones de personas, sin necesidad de hacerle daño físico. Olímpico. Un tipo así solo puede hacer bien las cosas. No tengo fotos de fútbol porque yo al fútbol no voy, así que hoy, en el diario, una foto mía de futbolista senil (soy senil aunque no futbolista), exactamente como sería la cosa si yo jugara un partido de fútbol mañana.

Pepe Fuentes ·