Los grafiteros y los fotógrafos compartimos ciertas actitudes, pero nada más…

© 2016 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2016
Localizacion
Toledo (España)
Referencia
2303
© 2013 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2013
Localizacion
El Alamín, Villa del Prado, (España)
Soporte de imagen
-120 MM- ILFORD DELTA 3200
Referencia
6508
© 2009 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2009
Localizacion
Londres, (Inglaterra)
Soporte de imagen
-35 MM. Kodak. High-Speed Infrared 3200
Copiado máximo en soporte baritado
3
Fecha de diario
2016-06-24
Referencia
3964

DIGRESIÓN SEIS: Nilby Mouth (Los golpes de la vida), 1997. Guión y dirección: Gary Oldman. Intérpretes: Kathy Burke, Charlie Creed-Miles, Edna Dorém, Laila Morsem, Ray Winstone. Música: Eric Clapton. Película estremecedora, de una violencia y agresividad perturbadora. Gary Oldman, al que no conocía en esta faceta, sólo ha hecho esta película como guionista y director. La historia se desarrolla en un barrio popular y desfavorecido de Londres y cuenta la vida de una infortunada familia de baja extracción social. La mirada a la textura de las debilidades adictivas (alcohol, droga, sexo, miedo) aparecen cargadas de violencia descontrolada y verosímil. Cuando el miedo es más fuerte que todos los mecanismos de autocontrol, la violencia invade la vida de personas y familias. No hay lugar para la compasión, solo para el dolor y la impotencia. Las interpretaciones, plenas de autenticidad y fuerza dramática y credibilidad, son memorables, especialmente la de Winstone y su devastadora borrachera. Los hombres de esta historia, con los que Oldman es implacable, aparecen como seres entregados a la más estúpida y prepotente derrota. Pobres diablos enfurecidos, cegados por pasiones que no entienden y sobre las que son incapaces de reflexionar o considerar. Solo hay espacio en sus almas para la enloquecida reacción hacia todo lo que son incapaces de soportar, como su insignificancia. Solo hay espacio en sus cabezas para la risotada, la testosterona y el instinto primario. Cuenta historias de imaginarias victorias conseguidas con brutalidad sobre otros seres tan incapaces  y ciegos como ellos. Son cobardes, seres asustados y presa de un tembloroso miedo que solo les aboca a infligir daño a los que les rodean y a ellos mismos. No tienen ni la más remota idea de qué hacer con sus vidas. Frente a ellos y no junto a ellos, porque son incapaces de soportar a nadie a su lado, las mujeres, víctimas lúcidas y resignadas que tienen que asumir una desesperada impotencia. Pero son fuertes, sin ellas nada existiría y ciertamente poco existe porque son incapaces de salir de la fatídica espiral de horror y violencia. No conocen otro modo de vivir, allí donde viven es su mundo, donde han nacido y se han criado sin solución. Película que duele en lo más hondo; sí, porque Oldman te lleva a un territorio que se entiende bien y que no es otro que el de la inexorabilidad de unas victimas sin redención posible, pero humanas, inmensamente humanas a fin de cuentas. Me pregunto a qué sobrecogedores territorios nos habría llevado Oldman de haber creado más películas. Sin duda habría estado entre los más grandes, como lo está como actor.    

© 2008 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2008
Localizacion
Tucson (Estados Unidos)
Soporte de imagen
-35 MM. Kodak. High-Speed Infrared 400
Soporte de copias
ILFORD MULTIGRADO BARITADO
Viraje
SELENIO
Tamaño
27,7 x 18 cm
Copiado máximo en soporte baritado
2
Copias disponibles
2
Año de copiado
2011
Fecha de diario
2008-10-09
Referencia
3098

Viernes: ocho de Agosto. Ocho de la mañana en la confluencia de la sexta con la cuarta avenida. Hice dos fotografías: ésta es algo mejor que la otra, pero ninguna vale gran cosa; ambas fueron fáciles. Después, volvimos al parque de los Cactus. Fotografiamos. Me empeñé en buscar con ahínco el “cactus de mi vida”; creo que lo encontré, pero por ahora no lo mostraré. Estas magníficas y bellísimas plantas requieren una cortejo único y especial. Nos acercamos al Old Tucson Studios: una cutrez para familias con niños y turistas despistados (como nosotros). Lo mejor, una cerveza helada en el Saloon del viejo oeste. Luego: Bisbee, ciudad minera con encanto. Una vuelta de una hora e iniciamos viaje hacia Silver City, en Nuevo México. Los últimos ochenta kilómetros, por una carretera oscura y solitaria que inquietaba. Llegamos a las nueve y media de la noche. Después de encontrar hotel, buscamos donde cenar pero fue inútil. Tomamos una hamburguesa y unos trozos de pollo resecos en la habitación del hotel. Ah, y del espíritu de Billy El Niño, que parece que vivió allí, no tuvimos noticia.

© 1986 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
1986
Localizacion
Granada (España)
Soporte de copias
ILFOBROM GALERY FB
Viraje
SELENIO
Tamaño
17 x 27 cm
Copiado máximo en soporte baritado
3
Copias disponibles
3
Año de copiado
1986
Fecha de diario
2004-07-30
Referencia
1793

Granada

© 2007 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2007
Localizacion
Amarillo (Texas, EE.UU)
Copiado máximo en soporte baritado
3
Referencia
2642

El secreto está en la forma…

SUBSCONSCIENTE: las grietas en las paredes envejecidas siempre me han atraído hasta la obsesión porque siento que dicen mucho sobre mí...

"No es espiritual nada que pueda ser alcanzado por la razón o la inteligencia". Antonin Artaud

La luz, la luz siempre…

Linda, dónde estuviste anoche…?

“Como en los sueños/detrás de las altas puertas no hay nada,/ni siquiera el vacío”. Jorge Luis Borges