El poderoso influjo de los montones, de lo que sean, en mi atribulada manera de ser, o tal vez solo de estar…

© 1999 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
1999
Localizacion
Blois (Francia)
Soporte de copias
ILFOBROM GALERY FB
Viraje
SELENIO
Tamaño
46,5 x 58,2 cm
Copiado máximo en soporte baritado
3
Copias disponibles
3
Año de copiado
2000
Fecha de diario
2004-09-12
Referencia
1320

Homenaje a Rene Magritte o la geometría de la guerra.

© 2010 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2010
Localizacion
Milán (Italia)
Soporte de copias
ILFORD MULTIGRADO BARITADO
Viraje
CLORURO DE ORO
Tamaño
46,5 x 58,2 cm
Copiado máximo en soporte baritado
2
Copias disponibles
1
Año de copiado
2010
Referencia
4529
© 2010 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2010
Localizacion
Milán (Italia)
Soporte de copias
ILFORD MULTIGRADO BARITADO
Viraje
CLORURO DE ORO
Tamaño
46,5 x 58,2 cm
Copiado máximo en soporte baritado
2
Copias disponibles
1
Año de copiado
2010
Referencia
4528
© 2003 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2003
Localizacion
La Habana (Cuba)
Referencia
7480
© 2016 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2016
Localizacion
Toledo (España)
Referencia
7711
© 2009 pepe fuentes
Autor
pepe fuentes
Año
2009
Localizacion
Cabezarados, (España)
Copiado máximo en soporte baritado
3
Fecha de diario
2009-05-21
Referencia
3574

Como decía ayer,  o más bien anteayer, la cuestión no es ser fotógrafo o no; o artista o no; o aficionado a  algo, o a nada. Tampoco ser un virtuoso en lo que se realice (si se es, mejor, mucho mejor, supongo), sino encontrar la forma de que cuando apenas quede un hálito de vida puedas consolarte recordando lo que has hecho y que te recuerden tus nietos, si los tienes, o las amantes que te sobrevivan, si las has tenido, porque se da por sabido que si has conseguido crear algo es que, probablemente, lo hayas pasado razonablemente bien viviendo, que es lo que realmente importa.  Yo, por ejemplo, fotografiando en el lado izquierdo (siempre fue el mismo) de las Minas de San Quintín, en la carretera que va de Cabezarados a Puertollano, lo pasé bastante bien, aunque resultó un día de obsesiones estúpidas que me hacían caminar despacio y a ratos ausente. Ah, y al mismo tiempo escuchaba sonetos de Sor Juana Inés de la Cruz, poeta mexicana, del siglo XVII, especialmente idóneos como compañía, dado el huidizo e inaprensible espíritu de lo que fotografiaba:

Al que ingrato me deja busco amante
al que amante me sigue dejo ingrata,
constante adoro a quien mi amor maltrata
maltrato a quien mi amor busca constante.

Al que trato de amor hallo de amante
y soy de amante al que de amor me trata,
triunfante quiero ver al que me mata
y mato a quien me quiere ver triunfante.

Si a este pago padece mi deseo
si ruego a aquél mi pundonor enojo,
de entrambos modos infeliz me veo.

Pero yo por mejor partido escojo,
de quien no quiero ser violento empleo
que de quien no me quiere vil despojo.

El fotógrafo y la sombra de la memoria… o "...el día de la muerte nada importa haber tenido una vida buena o mala". Kjell Askildsen

Los microviajes, o la solemne tontería del "envejecimiento activo"…

"Cualquier forma de nacionalismo me repugna...es una carroña sentimental". Juan Marsé

"Restaurar el silencio es la función de los objetos". Samuel Beckett

"El hombre no soporta demasiada realidad". T.S. Eliot

De pronto…la Casa Blanca, nada menos. Me costó reconocerla…y algunos lugares más, de los que apenas me acuerdo…